MAREA ROJA

Fosa de Paracuellos
Paracuellos, por el pleno empleo.

Hoy, el infumable Bono se despacha en el parlamento con un discurso que ensalza el republicanismo de antaño. Sí, ese que el PSOE dinamitó, figurada y literalmente. República contra la que el PSOE se sublevó en el 34 porque perdió las elecciones. República que pisotearon y utilizaron para provocar una guerra civil que pensaban que iban a ganar. “Si hay que llevarse media España por delante, se hará”, dijo un diputado socialista en el parlamento, meses antes de la contienda. Esa República.

Ayer, Anasagasti declaró que el Valle de los Caídos debe ser dinamitado. Qué valientes estos antifranquistas, ahora que Franco lleva treinta y cinco años muerto. Y hay que ver lo que les gusta la dinamita a estos nacionalistas vascos.

La Junta de Andalucía regala 1800 €uros a toda mujer que, bajo declaración jurada, diga haber sido vejada por el franquismo. Vomitivo. Si yo fuera una mujer vejada, iba y le decía al gañán ese que se metiera sus dinerillos por el orrrto, que diría un argentino. Debería darles vergüenza, le diría al pájaro, remover mierda muy pasada por una cuestión de simple desesperación electoral, caballero.

El tal Griñán regala también dineros a los homosexuales vejados por el franquismo. Lo mismo de lo mismo, si bien cobra más sentido la sugerencia sobre qué podía hacer Griñán con los euritos.

El domingo, el nefasto Zapatero en su mitin catalán, berreaba, como su mentor Adolf, nuevas formas de burlar la ley en pos de un modelo “más libre, más igualitario, federal“.

Hoy, Zapatero ha roto definitivamente la igualdad de los españoles dividiendo la caja única, la de la seguridad social. Lo ha hecho para dar mayores atribuciones al PNV, cuyo voto necesitaba para sacar adelante los presupuestos del estado. Por unos votos ha vendido la igualdad de los españoles.

Los sobornados Méndez y Toxo preparan algaradas sindicales contra la derecha. Estando Zapatero en el poder. La huelga es contra la derecha y los empresarios. El País titula hoy  “Gobiernos del PP agitan la huelga con elevados servicios mínimos“. ¿Se puede ser más indigno en un mísero titular?

Se prepara la reforma que otorgará control político total sobre el poder legislativo. Los jueces se han llevado las manos a la cabeza, pero la reforma sigue en marcha. Rubalcaba ya se está guardando para sí los casos de corrupción. Los derechos civiles saltan por los aires. Pronto, leyes a la carta para el poder. Como Hitler. Como Stalin.

Para un socialista, las votaciones están para ganarlas limpiamente. Y si no puede ser, entonces se amañan. Los propios Tomás Gómez en Madrid y Antonio Asunción en Valencia han avisado del peligro de pucherazo en las elecciones internas del PSOE, y han acusado abiertamente de la clara intención por parte de la ejecutiva de amañar los resultados electorales de su propio partido. El socialismo tiende a desacatar los resultados electorales. Primero, intentan manipular al votante. Si no lo consiguen, pasan al insulto y la amenaza. Y si eso tampoco funciona, entonces hacen lo que quieren. No es la primera vez que lo intentan.

Los sindicatos de izquierda UGT y CCOO, corruptos e impresentables hasta el tuétano, siguen lanzando sus proclamas mafiosas. Ante el fracaso que les espera en la pseudohuelga general, han amenazado a Esperanza Aguirre: “Si no quiere ser la muerta del entierro…”.

Eduardo Madina, hombre de proyección del PSOE, declara que “El PSOE va a defender de Esperanza Aguirre a los sindicatos“. Probando una vez más que la huelga no es contra el gobierno, sino contra la oposición. El mensaje: el problema de España es la oposición. Sin esta, la “democracia” de la izquierda sería completa.

Como canta Robe Iniesta: “Va a subir la marea…”

Anuncios