RITUAL

El toro es ritual. Fuera de la plaza, Madrid funciona en su caos cotidiano. Si un domingo 6 de Junio, uno se encuentra caminando por la calle de Alcalá, está formando parte del trajín de la gran ciudad. Trajín de domingo, pero trajín al fin y al cabo. El caos cotidiano de una sociedad que procura, a grandes rasgos, adscribirse a eso que se ha dado en llamar la sociedad del bienestar, un modelo que juega a evitar que recordemos que somos animales, producto de la naturaleza, y tendamos a pensar que el mundo es un sofá y una mantita.

¿Quién podría sospechar que unos pasos más abajo, en el barrio de La Guindalera, dentro de un círculo mágico, en Alcalá 237, se está celebrando, con sangre, el ritual de la vida contra la muerte, del hombre contra la bestia? Un ritual en el que lo gris, lo relativo, lo complicado, quedan fuera de la plaza, y dentro de ella, lo absoluto, lo real y primigenio.

Asombra y reverencia la fuerza real de una corrida de toros. Una energía que acumula la grada, que canaliza el torero, y que genera y recibe de vuelta, el toro. Ahí dentro, en ese anfiteatro repleto de locos hasta la bandera, la vida está en juego, y se otorga la muerte en un espectáculo bronco y sincero, y por tanto, insólito.

En la plaza, el público exige sus derechos, los del torero, y también los de la bestia. Comparece para presenciar el espectáculo de un hombre que se compromete a exponerse ante uno de los animales más poderosos y valientes del planeta, que se compromete a dominarlo, y también a darle muerte según un código estricto y antíguo. Aquí no hay medias tintas, tiempos muertos, ni mucho menos, empates. Si el torero comete un error, significa la muerte. Si no lo comete, y es listo y valiente, el premio es la gloria.

Y la gloria la otorga el público, que se ha congregado allí para ver a ese tío que, de entre todas las personas de la plaza, es el que se atreve a enfrentarse y matar al toro, o morir intentándolo.

El ser humano es empático por naturaleza. Cuando ve a un hombre valiente exponerse ante el toro, pasa miedo por él, y a medida que el matador demuestra su valentía y su destreza, el público acumula y exclama el miedo que el torero no puede, jamás, demostrar. Participa activamente, en círculo, aislados del mundo exterior, en el espectáculo. Impresiona ver a cinco mil personas narrando a gruñidos, silencios, exclamaciones y aplausos, lo que está ocurriendo en el coso. Lo mismo que el torero y el toro, la grada conoce el ritual, y ejerce de árbitro de la contienda. Bueno, de segundo árbitro. El árbitro verdadero, el de negro, es por supuesto el toro.

El peligro lo pone el animal. Los cojones, el seso y el pellejo los pone el torero. El miedo lo pone el público. Un público que, luchando contra la intemperie, con gorras y con vino, ha venido a ver peligro, valentía, gloria y muerte. El espectáculo está en el ritual, bello, riguroso, salvaje y humano. Dentro de la plaza, no existe la sociedad del bienestar. Por tanto, absténganse tibios, idiotas que se creen que su vida la asegura un seguro a todo riesgo, absténganse también las mariconas de “La tierra pertenece al viento”, y los ecolojetas de chuletón. Yo me quedo en la grada, para siempre. Lejos de la nadería, presenciando algo majestuoso.

——————————

Ofrezco más abajo el link del resumen en vídeo de los festejos del domingo 6 de junio, por www.taurodelta.es

La compañía era perfecta. El sol, razonable. La corrida ofreció momentos memorables. Diego Ventura fué grande, dominó siempre la situación, nos hizo contener la respiración varias veces, sólo falló por poco al dar la muerte. Andy Cartagena levantó dos toros distraídos, y dio gusto al público. Manuel Lupi, en su alternativa, estuvo casi bien todo el tiempo, con destellos, pero disperso al final. Ovación de rigor, confirmó la alternativa. Para el público entendido, fue una buena corrida. Para un lego como yo, fue inolvidable.

Resumen en vídeo de la corrida por Taurodelta.es

Anuncios

One thought on “RITUAL

  1. Denis Roussos junio 7, 2010 / 8:01 pm

    Extraordinario texto.
    Denis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s