AGRESIÓN A TERTSCH (II): ¿UNA PATADA DE PARTE DE ZAPATERO?

El inspirador último de la agresión a Tertsch es Zetapé I el Chekista, como líder de la izquierda más marrana de los últimos setenta años. Esa izquierda que ya se ha quitado el disfraz de tolerancia para dejar caer la máscara de Pepe Sonrisas, revelando la pútrida cara del totalitarismo, que es lo que trae la izquierda cuando acaba con sus enemigos.

Ya verán cómo desde la “alta” izquierda nadie se digna a pronunciarse al respecto, ni siquiera por verse falsamente representados en la salvaje agresión comunista. Ya vimos que Aído no se pronunció ante la amenaza brutal de un grupo de abortistas a una asociación pro-vida, a pesar de que quienes la perpetraron son claramente simpatizantes de la filosofía Aído. En un caso y en otro, se desvinculan de los hechos y a otra cosa. La política del canalla que tira la piedra y esconde la mano.

Así empezaron las agresiones en la Alemania nacionalista-socialista, en los años treinta. Y así empezaron también las agresiones izquierdistas antes de la guerra civil. Así empezaron en la vergonzante Euskadi que tenemos (setenta años de hijos de puta protegidos por la masa apolítica), y quien no quiera verlo, que mire a otro lado. Como con el 11-M.

Quien sí quiera verlo, que lo diga bien en alto ya, porque si mostramos miedo ante los comunistas, nos pasarán a cuchillo como planeaban hacer hasta que se toparon con Franco, para luego tener la desvergüenza de llorar como plañideras durante setenta años porque les dieron para el pelo en una guerra que habían organizado para ganar. Ahora han dejado de llorar, y dan patadas a los periodistas disidentes.

Si esa agresión ha sido espontánea, que no creo, el agresor, cobarde rojo hijo de golfa, en mala hora nacido él y su putísima madre, que es una zorra de aquí te espero, el agresor, digo, se sabe respaldado por los jueces de Zapatero. ¿Qué será lo próximo?

Quiero incluir aquí uno de los mejores editoriales de Tertsch, para que todo lector vea por qué a Hermann Tertsch le han agredido los tolerantes de la izquierda. Es broma, claro. De tolerantes no tienen ya ni la caperuza. Y de valientes nunca tuvieron nada.

Les dejo con Tertsch, a quien deseo una pronta mejoría.


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s